Cómo funciona un ventilador con agua

En este momento estás viendo Cómo funciona un ventilador con agua

El ventilador con agua es una práctica solución de climatización a medio camino entre el simple ventilador y el aire acondicionado. Una forma económica de refrescar tu casa y de humedecer el aire seco de una habitación.

¿Cuál es la diferencia entre un ventilador con agua y uno normal?

En realidad, este electrodoméstico es un ventilador clásico modificado al que se le ha añadido un vaporizador de agua. De este modo, cuando entra en funcionamiento el vapor de agua es dispersado por toda la habitación junto al flujo del aire.

Como es lógico, el resultado de estos ventiladores (también llamados nebulizadores) no es tan completo como el de los aparatos de aire acondicionado, pero sí nos permite refrescar cualquier estancia de nuestra casa de forma sencilla y barata.

¿Cómo funciona?

La mayor parte de los ventiladores con agua son modelos de pie (no existen ventiladores de techo de este tipo). Cuentan con una columna ancha donde se sujeta un tubo de acero o aluminio. El cabezal, donde se sitúan las aspas, va protegido por una rejilla, como cualquier otro ventilador al uso. El depósito de agua se ubica tras el cabezal o en la base, según el modelo.

Cuando ponemos en marcha el ventilador, el mecanismo absorbe el agua del depósito y la pulveriza junto al aire que expulsa. Las minúsculas gotas del agua nebulizada se evaporan rápidamente, ayudando a que la temperatura ambiente de la habitación descienda de forma natural. Un alivio para el sofocante calor del verano.

Como muchos ventiladores convencionales, algunos modelos cuentan también de movimiento oscilante para lanzar el aire en diferentes direcciones.

Ventajas y desventajas del ventilador con agua

Antes de decantarse por un ventilador con agua hay que conocer todos sus pros y contras. Algunos puntos hacen de este producto una interesante alternativa a los ventiladores de siempre e incluso a los caros aparatos de aire acondicionado.

A favor

Esta es la lista de argumentos favorables para tener un ventilador con agua en casa:

  • Es un producto económico con un bajo consumo eléctrico.
  • Su uso es muy sencillo. Muchos modelos incluso incluyen un mando a distancia.
  • Al ser portátil, se puede usar en cualquier lugar de la casa, según la necesidad. También sirven para zonas exteriores.
  • Es un aparato silencioso.

En contra

Poco malo puede decirse de estos aparatos. Sin embargo, hay algo que debemos tener en cuenta antes de comprar un ventilador con agua: hay que estar siempre atentos e ir rellenando el depósito de agua, cuyo contenido se consume con el uso.

En qué fijarse antes de comprar

Antes de realizar tu compra, debes considerar los aspectos básicos del ventilador con agua que elijas, para que tu decisión sea la más conveniente a tus necesidades:

  • Tipo de ventilador (de pie, de mano, portátil).
  • Consumo energético.
  • Capacidad del depósito.
  • Velocidad regulable.
  • Extras (mando a distancia, nebulizador, temporizador…)

Algunos de los mejores modelos de ventilador con agua

Estos son algunos de los ventiladores con agua con mejor relación calidad-precio que hay en el mercado:

Aigostar Forest Mist

Ventilador de pie oscilante (grado de oscilación de 80º), con mando a distancia, nebulizador, tres modos-velocidades, temporizador y función de ionización del agua. Todas sus funciones se pueden regular fácilmente a través de la pantalla LED.

El nebulizador genera un pulverizado suave y agradable de 140 ml/h. Esta función se puede usar de manera independiente, incluso cuando el ventilador no está en funcionamiento. Además, su función iónica purifica el aire.

El precio de venta del ventilador con agua Aigostar Forest Mist es de 99 €.

Taurus MF 4000

Ventilador de pie oscilante con nebulizador de agua, control remoto, ambientador, temporizador de hasta 12 horas, apagado automático y tres velocidades. Cuenta con un depósito de 2 litros de capacidad y está a la venta por 128 €.

Una de las características más destacadas del ventilador Taurus MF 4000 es la función insecticida, perfecta para mantener a raya a los mosquitos. ¿Puede haber algo mejor para el verano?.

Deja una respuesta