Nueva etiqueta energética de los lavavajillas

Nueva etiqueta energética de los lavavajillas
Lavavajillas lavando vajilla a mano (Nathan Dumlao Unsplash)

Desde el 1 de marzo de 2021 tenemos nuevas etiquetas energéticas para los lavavajillas de la Unión Europea. La escala de valores de eficiencia sigue oscilando entre la A (lavavajillas más eficiente) y la G (el menos eficiente) pero ahora costará mucho más a los fabricantes alcanzar la ansiada A de máxima eficiencia. En este post te informamos de la nueva etiqueta energética de los lavavajillas.

La principal novedad es que se eliminan los anteriores valores A+, A++ y A+++ endureciéndose los criterios para obtener eficiencias elevadas. Y todos los aparatos deben disponer de un programa de bajo consumo, eco.

A resultas de esta adaptación, en los comercios de venta de electrodomésticos te puedes encontrar con aparatos con eficiencia A++ según sus antiguas etiquetas, que equivalen con los nuevos estándares más exigentes a una E. Tenlo en cuenta y pide que te enseñen la nueva etiqueta.

Nueva etiqueta energética de los lavavajillas
Nueva etiqueta energética de los lavavajillas 2021

Qué es la etiqueta energética

La etiqueta energética es uno de los mejores aliados que tenemos a la hora de elegir un electrodoméstico.

Nos informa mediante valores de los principales valores de consumo energético. Estos valores cambian según el tipo de electrodoméstico. Pero suelen tener en cuenta el consumo de luz, el de agua (lavadoras y lavavajillas), o el ruido emitido.

El agregado de estos valores más o menos eficientes es el que otorga al electrodoméstico en cuestión una valoración final de eficiencia medida por una letra que va de la A, de color verde (modelo más eficiente), a la G de color rojo (menos eficiente).

Comprar un electrodoméstico A a priori será más caro que uno G, pero al ser mucho más eficiente, pagaremos menos luz y agua a medida que lo comencemos a usar con regularidad. Al cabo de unos meses esta diferencia la veremos amortiguada en el recibo de la luz y agua. Y habremos contribuido a un menor consumo y menor impacto ambiental con nuestra compra.

Electrodomésticos obligados

Están obligados a disponer de una de estas etiquetas de eficiencia energética los grandes aparatos que tenemos en casa, sobre todo en la cocina.

En concreto, están obligados a tener una etiqueta energética los siguientes electrodomésticos:

  • Frigoríficos y congeladores.

  • Lavadoras.
  • Lavavajillas.

  • Secadoras.

  • Lavadoras-secadoras.

  • Fuentes de luz domésticas.

  • Hornos eléctricos.

  • Aires acondicionados.

Actualización normativa

Los distintos grandes electrodomésticos están obligados por ley a disponer de etiquetas energéticas. Como los fabricantes mejoran el consumo de sus aparatos de un año a otro, los estándares de las etiquetas se van actualizando con el tiempo. Es lo que se conoce como avances tecnológicos de los fabricantes.

Así teníamos la normativa inicial de la etiqueta energética de los años 2000 y una importante actualización en 2010 (introdujo los + junto a la letra A a medida que todos los aparatos conseguían fácilmente una A).

Y ahora tenemos esta nueva actualización de marzo de 2021 que endurece los requisitos más.

Nueva etiqueta energética de los lavavajillas

La etiqueta de los lavaplatos se acaba de actualizar en marzo de 2021 y ahora muestra los siguientes valores que se pueden escanear desde un móvil gracias al código QR de la esquina superior derecha:

Detalle de la nueva etiqueta energética:

  • Clase de eficiencia energética (las barras de colores de la A a la G).

  • Consumo energético por cada 100 ciclos de funcionamiento medidos en kWh. Este es el valor de consumo eléctrico más bajo correspondiente al programa «eco» de que deben disponer los nuevos lavavajillas.

    El «eco» consiste en un programa de larga duración (2 a 3 horas), con un consumo de agua y luz reducido.

  • Capacidad del friegaplatos. La capacidad se mide en «cubiertos». Un cubierto se entiende que representa a un comensal en casa y es un juego completo de platos, cubiertos, vaso y copa.

    Legalmente cubierto es el conjunto de piezas de vajilla para el uso de una sola persona, excluidos los utensilios de servicio. Es decir los utensilios para preparar y servir los alimentos (cazuelas, fuentes, piezas de cubertería para servir y bandejas).

  • Consumo de agua corriente sanitaria por ciclo de uso medida en litros/ciclo (para el programa «eco»).

  • Duración del programa «eco».

  • Sonido que emite el aparato en decibelios (dB).

Programa eco

Desde 1 de marzo de 2021, los lavavajillas domésticos deberán proporcionar un programa eco. Este programa se denominará «eco» en el panel de visualización del lavavajillas doméstico.

El eco será el programa por defecto en el caso de los aparatos equipados con una selección automática del programa. En cualquier caso estará disponible para su selección directa sin necesidad de ninguna otra selección, como la de una temperatura o una carga específicas.

La denominación «eco» se utilizará exclusivamente para este programa.

No se restringe el formato de escritura de la denominación «eco» en cuanto al tipo o el tamaño de letra, el uso de mayúsculas o minúsculas, o el color; la única información adicional que se podrá combinar con el término «eco» es la temperatura del programa eco.

En las denominaciones de los programas del lavavajillas doméstico no se emplearán los términos «normal», «diario», «habitual» o «estándar», ni sus traducciones a ninguna de las lenguas oficiales de la UE, ya sea de forma independiente o sea en combinación con otra información.

Normativa relacionada

La normativa que regula esta actualización de la norma sobre lavavajillas es:

  • Reglamento (UE) 2019/2022 de la Comisión de 1 de octubre de 2019 por el que se establecen los requisitos de diseño ecológico aplicables a los lavavajillas domésticos con arreglo a la Directiva 2009/125/CE del Parlamento Europeo y del Consejo, se modifica el Reglamento (CE) n.o 1275/2008 de la Comisión y se deroga el Reglamento (UE) n.o 1016/2010 de la Comisión (ver PDF).

  • Directiva 2009/125/CE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 21 de octubre de 2009, por la que se instaura un marco para el establecimiento de requisitos de diseño ecológico aplicables a los productos relacionados con la energía.
  • Directiva 2006/42/CE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 17 de mayo de 2006, relativa a las máquinas y por la que se modifica la Directiva 95/16/CE (refundición).

Deja una respuesta